Ubicación 

thum-mapa20

 

sellocnaavanzada-ng

UDA desarrolla innovador sistema de monitoreo y pronóstico de aguas subterráneas para la cuenca del Río Copiapó

El proyecto de vigilancia del recurso hídrico subterráneo fue desarrollado con recursos aportados por el Gobierno Regional con el apoyo de Corfo, las comunidades de Aguas Subterráneas de Copiapó y la Universidad de Atacama y se realizó mediante la implementación de un modelo hidrogeológico basado en la nube y una red de estaciones de monitoreo en terreno en tiempo real.

Esta iniciativa da continuidad a otros proyectos anteriores en torno al manejo hídrico y que ha permitido acumular en la región un importante conocimiento al respecto, como por ejemplo, el “Inventario de Glaciares y ambiente periglacial” y el “Sistema de pronósticos de deshielo en la cuenca del río Copiapó”, entre otras iniciativas.

El proyecto “Sistema Automático de Monitoreo y Pronóstico de Aguas Subterráneas para el Río Copiapó” se generó a partir de la necesidad del sector productivo, la academia y el sector público, de contar con una herramienta informática accesible y transparente que apoye la gestión y administración del recurso hídrico subterráneo, que oriente la adaptación y toma de decisiones estratégicas ante la situación de crisis hídrica y cambio climático.

El proyecto buscó generar una red de participación con todos los actores usuarios de aguas subterráneas para ajustar un sistema que les permita entender el comportamiento hidrogeológico en tiempo real del río Copiapó y generar un espacio que proyecte la gobernanza hídrica de la cuenca.

La iniciativa, ejecutada en el marco del instrumento Bien Público de Corfo, que fue financiada a través del Fondo de Innovación para la Competitividad (FIC) y que tuvo su cierre y presentación el pasado miércoles 7 de diciembre en el museo Mineralógico de la UDA, persigue implementar en la nube el modelo hidrogeológico de la cuenca del río Copiapó. Para ello, se realizó previamente una calibración con estudio geofísicos en zonas estratégicas de los sectores hidrogeológicos, donde se aplicaron métodos como Tomografía de Resistividad Eléctrica y Transiente Electromagnético.

Sobreestimación del volumen de aguas

Al respecto el investigador del Laboratorio de Investigación de la Criósfera y Aguas (LICA) de la Universidad de Atacama Ayón García Piña, indicó que “a través del desarrollo de este Bien Público hicimos un modelo de la geometría del acuífero completamente nuevo para toda la cuenca y en el que logramos definir en alrededor de un 81% la sobreestimación que había en el volumen del acuífero. Este es un dato importante que nos ayuda a entender mejor cuánto es el potencial de almacenamiento de agua que realmente tenemos disponible en nuestros embalses subterráneos”.

Acerca de esta sobreestimación en el volumen de aguas de la cuenca del río Copiapó, García explicó que en algunas zonas, como en el Cerro Imán, cerca de Copiapó, “el modelo anterior indicaba una gran anomalía donde el acuífero tenía alrededor de 860 metros de profundidad y nosotros con la actualización nos dimos cuenta que era de alrededor de 180 metros; lo que es alrededor de 25% de la profundidad que se había estimado anteriormente, entonces esto generaba sensación de mayores reservas agua y eso es complejo; porque si piensas que hay más agua, consumes más rápido y va a llegar un momento en el que se va a secar y luego no vamos a tener nada”.

En este sentido Ayón García puntualizó que “tenemos un nuevo modelo de la geometría del acuífero calibrado con datos tanto geofísicos como perfiles estratigráficos de los pozos, por ejemplo, se incluyeron alrededor de 120 pozos que tocaban basamento; eso es un gran hito, porque anteriormente solo se habían utilizado alrededor de 18 pozos, entonces eso realmente nos permitió avanzar bastante. Además, se utilizaron distintos métodos geofísicos para el levantamiento de información, lo que ayudó a robustecer más los datos”.

Corfo

En tanto, la directora regional de Corfo, Rosa Román González, comentó que es muy valioso el nuevo conocimiento que se genera a través de esta iniciativa: “Este proyecto tiene el objetivo de generar herramientas tecnológicas que nos sirvan para un eficiente monitoreo y pronóstico de los recursos hídricos en nuestras cuencas con el fin de generar información certera para hacer eficiente la administración y la gestión de los recursos hídricos en la región. Este proyecto fue desarrollado con recursos del Gobierno Regional de Atacama, en un sector que se encuentra priorizado estratégicamente por el Gobernador, dada su implicancia en la sostenibilidad productiva de la región y la necesidad de contrarrestar los efectos del cambio climático y la crisis hídrica que vivimos hace ya varios años. Además, es un proyecto que da continuidad a una serie de acciones que hemos impulsado a nivel regional para un manejo eficiente de las cuencas y esperamos poder contar en un futuro con un centro tecnológico hídrico que nos permita seguir avanzando en la materia, considerando las características de nuestro territorio”.

En esa misma línea, cabe señalar que la Universidad de Atacama ha hecho esfuerzos por generar conocimiento acerca de los recursos hídricos de la región de Atacama, donde se han realizado proyectos como el “Inventario de Glaciares y ambiente periglacial”, el cual también contó con aportes del Gobierno Regional a través de un FIC y que estudió la criósfera en la región de Atacama. Al igual que un programa de Bienes Públicos de Corfo denominado “Sistema de pronósticos de deshielo en la cuenca del río Copiapó”. El proyecto de aguas subterráneas se enlaza y permite fortalecer el conocimiento de la cuenca y las capacidades técnicas instaladas en la región en materia de gestión y monitoreo de recursos hídricos.

Por su parte el administrador de la Comunidad de Aguas Subterránea (CASUB), Carlos Araya Ávalos, agradeció a Corfo y a la Universidad de Atacama, por facilitar la oportunidad de actualizar, analizar y obtener nueva información, sin embargo manifestó su preocupación por la información que se socializa ahora: “Nos dicen que el acuífero es mucho más pequeño, que tenemos algunas otras problemáticas más de lo que pensábamos, pero nos pone en la realidad de cómo tenemos que administrar el recurso hídrico en los próximos años o décadas para hacer una buena gestión sostenible para la cuenca del río Copiapó”.

Monitoreo de calidad de aguas subterráneas

Otro punto relevante fue la implementación de la red de monitoreo en línea para la medición de parámetros básicos de calidad de aguas subterráneas (pH y conductividad eléctrica), que es la primera en su naturaleza implementada en toda una cuenca de la región. El investigador del LICA Christopher Ulloa indica: “si comparamos los puntos que están antes de Tierra Amarilla y llegando a Copiapó, las conductividades se duplicaban. Entonces realmente hay una componente fuerte del aporte de los relaves que hay en toda esta área y que están generando una mayor conductividad del agua y eso obviamente está relacionado con la contaminación, entonces esta red nos va a permitir mantener un monitoreo e ir viendo cómo va evolucionando en el tiempo.”

La disponibilidad de agua en Atacama es un tema estratégico y de gran relevancia social y económica, por lo mismo la UDA por medio de esta línea de proyectos apunta a entregar información sobre la calidad y cantidad real del recurso hídrico, entendiendo el ciclo desde la criósfera y sus cuerpos de hielo en la zona cordillerana, hasta las aguas subterráneas del Río Copiapó.